Alfonso Sarabia de la Garza, director general de Aeropuertos y Servicios Auxiliares (ASA), se comprometió a romper los monopolios de líneas aéreas en terminales del país, a fin de reducir costos a los pasajeros, ofrecer opciones de vuelo y alentar la competitividad.

En reunión con diputados integrantes de la Comisión Especial encargada de estudiar, analizar, evaluar y supervisar el funcionamiento de aduanas, puertos y aeropuertos nacionales, el funcionario federal propuso trabajar con los legisladores para impulsar nuevos esquemas que eficienticen los servicios aeroportuarios y evitar abusos.

“Mientras más oferta se ofrezcael precio va a ser más barato. La reforma aprobada a la Ley de Aviación Civil para informar las demoras de vuelos es un primer paso; falta mucho por hacer, porque si las líneas aéreas prestan un servicio deben hacerlo correctamente, de no hacerlo deben compensar al cliente”.

Por su parte, la diputada Claudia Sánchez Juárez (PAN), presidente de dicha Comisión, destacó la importancia del acuerdo asumido entre la Comisión Especial y el titular de ASA, para que las compañías aéreas cambien los horarios de vuelos y ajustarlos a las necesidades de los usuarios, lo cual alentaría la competitividad.

“Es primordial para impulsar el comercio. Se hará equipo con ASA para valorar esta situación en beneficio de los pasajeros”, garantizó.

Resaltó la importancia del desarrollo tecnológico logrado por los trabajadores de ASA en el diseño de máquinas y dispositivos que hacen eficiente el servicio aeroportuario, así como la relevancia de las patentes.

Por Movimiento Ciudadano, el diputado Gustavo Adolfo Cárdenas Gutiérrez pidió frenar los abusos de las compañías aéreas, que fijan a su arbitrio elevadas tarifas en los vuelos y establecen horarios inconvenientes que afectan el quehacer productivo de los usuarios, debido a que solo una empresa presta el servicio.

Propuso mayor oferta de horarios y rutas en aeropuertos de Nuevo Laredo, Matamoros y Ciudad Victoria, Tamaulipas, así como en otras terminales del país, donde sólo una línea aérea opera provocando que los pasajeros se trasladen a otros aeropuertos que ofrecen mejores costos.

Del PRI, la legisladora Yahleel Abdala Carmona planteó la problemática de la terminal área de Nuevo Laredo, Tamaulipas, que pese a ser la aduana más importante de Latinoamérica, tiene un vuelo diario con un horario de media tarde que rompe las actividades productivas de los usuarios y no los beneficia, además de que sólo una compañía aérea ofrece el servicio. Pidió modificar la hora de los vuelos.

Eso propicia, dijo, que el 40% de los pasajeros acudan al aeropuerto de Monterrey, Nuevo León, porque encuentran horarios de vuelos benéficos y tarifas más económicas.

El diputado panista, Juan Alberto Blanco Zaldívar propuso que los aeropuertos sean administrados por los municipios, a fin de que construyan infraestructura de acuerdo a las necesidades locales de cada terminal, con el apoyo económico estatal.

Asimismo, el legislador José Lorenzo Rivera Sosa, indicó la necesidad de impulsar el crecimiento del aeropuerto de Puebla, para que bajen las tarifas, las cuales son elevadas y propician que los pasajeros prefieran acudir a la terminal aérea de la Ciudad de México para viajar, provocando un excesivo tráfico.

Resaltó la importancia de considerar la terminal poblana como una alternativa para darle viabilidad a las actividades aeroportuarias y coadyuvar a desahogar el aeropuerto capitalino.