Conéctate con nosotros

Bancos

BBVA ve inhibidores a la inversión como la creciente informalidad

Publicado

en

A pesar de que México es un país de grandes oportunidades, para los consejeros nacionales de BBVA dependerá de las autoridades tomar las medidas necesarias para acabar con inhibidores a la inversión como la creciente inseguridad, bajo crecimiento, falta de estado de derecho, aumento de la informalidad y la inflación.

En el marco de la Reunión Nacional de Consejeros Nacionales, Eduardo Osuna, vicepresidente y director general de BBVA México, señaló que confían en el país y prueba de ello es que mantienen su compromiso de inversión de 63 mil millones de pesos al 2024 y van en línea con sus inversiones por la buena perspectiva que tienen de México y que no ha cambiado, si es necesario aceptó, hacer algunos ajustes para hacer frente a los retos que tiene México hacia adelante.

“Lo que ha hecho la pandemia a escala mundial como incrementar la desigualdad; la informalidad que ha crecido en México porque a través de ésta hemos absorbido gran parte de la caída de la economía después de la  pandemia; los incrementos de seguridad, la falta de estado de derecho y claramente la solidez de las instituciones, pero esto es justo lo que siempre  hablamos, lo que siempre entendemos, y lo que siempre inhibe la inversión de muchos de los clientes y de muchas de las empresas y personas físicas”, indicó.

Carlos Torres Vila, presidente de Grupo BBVA, precisó que en medio de un entorno complicado y de alta incertidumbre debido a los efectos que ha causado la guerra de Rusia contra Ucrania, así como los repuntes de contagios de Covid-19, los países deberán tomar medidas para minimizar el impacto.

Dijo que el conflicto bélico, rompió el ritmo de recuperación que venía mostrando la economía global y se ha incrementado de manera significativa la incertidumbre sobre la evolución de las economías, los mercados financieros registran caídas, además de subidas fuertes de todas las materias primas como el petróleo y gas.

Lo anterior ha provocado que las estimaciones de crecimiento del producto interno bruto (PIB) se ajusten a la baja, en el caso de México de 2.7 a 2.1%.

“La magnitud final del impacto dependerá de muchos factores y de la respuesta que tengan las autoridades, políticas monetaria, fiscal y regulatoria; en el caso de México, el ajuste de las estimaciones para este año es significativo, pero hay que destacar las buenas perspectivas que tiene el país en el largo plazo, en 2023 se espera alcanzar un crecimiento del 2% y previsiblemente se acelerará esta cifra al entorno de 3% en años sucesivos”, subrayó.

El presidente del grupo, agregó que México, a pesar de que está inmerso en un clima de incertidumbre, es una nación con enorme potencial y tanto el T-MEC como el crecimiento económico que hoy tiene Estados Unidos, beneficiarán a la nación.

 5,407 Total de vistas

Continua leyendo
DA CLICK PARA COMENTAR

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.