Conéctate con nosotros

Noticias

Con semáforo amarillo, castiga Sheinbaum a salones de fiestas

Publicado

en

La Asociación Mexicana de Salones de Fiestas, (Amexsaf), recintos y banquetes de la CDMX, manifestó su descontento e inconformidad ante la falta de empatía hacia este sector, ya que aunque se pasa a semáforo amarillo en la Ciudad de México, las autoridades encabezadas por Claudia Sheinbaum, los siguen castigando al mantener cerrados los eventos sociales, por lo que, en protesta, realizarán este sábado y hasta el lunes próximo, un paro digital y una manifestación para el viernes 14 de mayo en el Zócalo.

Indicaron que si bien, han sido pacientes y respetuosos de los lineamientos, también han hecho propuestas, buscando colaborar con las autoridades a fin de generar las condiciones sanitarias apropiadas para realizar eventos seguros, sin embargo, existe un desinterés total por parte del gobierno citadino para reactivar a este sector que aseguran, “nos estamos muriendo de hambre”.

“Lo único que encontramos es decepción por las decisiones de las autoridades que atentan contra meseros, cocineros, músicos, floristas y todos los que nos dedicamos a estos eventos sociales, hoy sumidos en una severa crisis tras más de un año de pandemia”, aseguró Rigoberto García Osorio, presidente de Amexsaf.

En entrevista, precisó que los salones de fiestas infantiles no cuentan con superficie mayor a 200 metros cuadrados, por ende la capacidad se reduce a solo 20 personas, además de que también ya están planeando que los dueños de estos establecimientos, realicen a los pequeños pruebas rápidas de Covid lo cual es totalmente “irracional y fuera de lugar” toda vez que esta práctica no se hizo ni con los adultos.

“Es increíble que absurdamente si permitan la operación de casinos, boliches y hasta estadios de fútbol cuya capacidad hace que se congregue un mayor número de gente y por el contrario nos limiten la realización de eventos en cualesquiera de sus formas, el fin es no dejarnos trabajar y seguir afectando nuestra ya tan deteriorada economía porque en todo este tiempo, no ha habido un solo apoyo económico por parte de las autoridades, nos siguen cobrando licencias aunque estemos cerrados y somos muchas familias las que dependemos de estos negocios”, aseguró.

Precisó que el cambio de semáforo de naranja a amarillo anunciado este viernes por Claudua Sheinbaum, si bien en un principio les causo alegría, al paso de las horas vino una vez más la desesperación y frustración al conocer el documento de lineamientos emitido por las autoridades locales quienes con medidas altamente restrictivas los condenan a no poder realizar sus actividades y los orillan a la quiebra definitiva.

García Osorio, lamentó que una vez más, el sector de eventos sociales que comprende unos mil 700 salones de fiestas y cada uno genera entre 60 y 70 empleos, siga siendo vulnerado por las autoridades al violarles su derecho a trabajar y a obtener el sustento para miles de familias que directamente viven de esto, amén de los empleos indirectos que esta actividad genera.

En este sentido, el presidente de la Amexsaf, demandó una explicación al gobierno de Claudia Sheinbaum en torno al porqué se les sigue negando la posibilidad de adaptar sus negocios a esta nueva normalidad.

“Y por el contrario, se nos siguen poniendo trabas, tras 15 meses de no permitirnos realizar nuestras actividades haciendo cada vez más honda la crisis en que nos encontramos”, finalizó.

 212 Total de vistas

Continua leyendo
DA CLICK PARA COMENTAR

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.