Conéctate con nosotros

Columnistas

Billetes y Centavos

Publicado

en

Jet Van, mal y de malas

La arrendadora Jet Van Car Rental, de Cuauhtémoc Velázquez y Teresa López, arranca el 2020 con el pie izquierdo, pues por sus incumplimientos con Seguridad Alimentaria Mexicana (Segalmex), de Ignacio Ovalle, se hará acreedora a una penalización. Hablamos de un contrato que supera los mil 714 millones de pesos.

Y vaya que no es la primera vez que sancionan a esta empresa, pues una de sus multas más sonadas fue la que le impuso el Instituto Nacional Electoral (INE) en 2017. Seguro se acuerda de ella porque es la misma que entregó al IMSS, de Zoé Robledo, ambulancias sin sirenas, torretas ni extintores. 

Ante el incumplimiento, Segalmex alista una sanción contra Jet Van Car porque no cumplió a la cabalidad con el contrato CSS/024/2019, el cual precisa que debía entregar el 15 de diciembre pasado una centena de tractocamiones, indispensables para la logística de distribución de productos Diconsa y Liconsa.

El último día del año, la institución que dirige Ignacio Ovalle recibió 80 unidades. La penalización procederá por fallas de seis unidades, mientras que las otras 14 serán modificadas por requerimientos del organismo público.

Asimismo, en el gobierno de la 4T ya hay versiones de que los sabuesos de la Auditoria Superior de la Federación, de David Colmenares, y de la Secretaría de la Función Pública, de Irma Eréndira Sandoval, están tras Jet Van Car Rental y sus incumplimientos.

Por cierto, René Gavira, director de Finanzas y Planeación en Segalmex, estuvo a cargo de la licitación por la renta de los 100 tractocamiones y 600 camiones de carga, estos últimos deberán llegar el 30 de marzo y los rentará la misma empresa por cuatro años, así que vaya peso que tiene sobre sus hombres, pues el mismo Andrés Manuel López Obrador revisa el tema a detalle.

Morralla

En este 2020, una de las industrias que está a flote es la de juegos y sorteos, que actualmente emplea a casi 200 mil personas de forma directa e indirecta, además de generar una derrama económica de tres mil 500 millones de pesos al año, y tener presencia en prácticamente toda la República con poco más de 360 salas abiertas.

Este crecimiento en México hizo que Card2Go, firma que preside Scott Walker y dirige Craig Libson, colocara en su primer año de operación en México más de 300 mil plásticos, los cuales pueden ser usados en las máquinas de casinos tradicionales y además funcionan como una tarjeta de débito convencional, respaldados por MasterCard e Ienova.

Está startup llegó al país con el objetivo de bancarizar a los casi cuatro millones de jugadores activos en el país, al tiempo de erradicar el flujo de efectivo físico.

Para ello, la empresa fundada en 2015 y con sede en las Vegas, tiene la ventaja de ser la única firma en el mercado que posee un acuerdo de exclusividad con Win Systems, compañía española dueña del software de administración de casinos WIGOS. Vaya que su apuesta va en serio.

Deseo un excelente año para nuestr@s lectores

Nos leemos el próximo martes…

 279 Total de vistas

Continua leyendo
DA CLICK PARA COMENTAR

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.